lunes, 3 de octubre de 2016

Depresión post parto





La depresión post parto es una depresión de moderada a intensa  que puede sufrir cualquier mujer después de dar a luz y se suele presentar en los dos primeros meses tras el nacimiento.

Las causas pueden ser que la mujer piense que no es capaz de cuidar del bebé de forma adecuada, tienen miedo de poder hacerle daño.. uno de los factores de riesgo es el haber sufrido ansiedad o depresión en el embarazo.

Lo primero y más importante de todo es reconocer la diferencia entre los cambios emocionales tras el parto y los que indican que necesitas ayuda.

Síntomas de una depresión post parto:

Los síntomas que pueden hacerte llegar a la conclusión de que padeces esta depresión son los mismos que en una depresión normal;


  • Irritabilidad
  • Cambios en el apetito
  • Sentimientos de culpa e inutilidad
  • Perdida de energía, concentración o de interés
  • Ansiedad
  • Pensamientos de suicidio
  • Dificultad para dormir…
A estos síntomas, debemos incluir:
  • Los pensamientos de ser incapaz de cuidar de sí misma o del bebé
  • Tener miedo de quedarse sola con el bebé
  • Sentimientos negativos hacia el bebé
  • Preocupación exagerada por el bebé o no preocuparse nada
Hay algunas personas mas propensas a sufrir esta depresión, por ejemplo:
  • Tener menos de 20 años
  • Consumir drogas ( incluido el tabaco)
  • Embarazo no deseado
  • Vivir un suceso estresante durante el embarazo y/o parto
  • Falta de apoyo de la familia
Tratamiento:
A los primeros síntomas, deberán ponerse en contacto con su médico. Aún así, les dejamos algunos consejos que pueden serles de utilidad.
  • Hable de lo que siente tanto con su pareja, familiares o amigos. Contar con el apoyo de nuestros seres queridos es fundamental.
  • Descanse lo que pueda, mientras el bebé duerme
  • Hable con otras madres
  • pida ayuda a sus familiares con el bebé y las tareas
El tratamiento para la depresión después del parto con frecuencia incluye medicamentos, terapia o ambos. La lactancia influirá en qué medicamentos le recomiende el médico. Es posible que la remitan a un especialista en salud mental. La terapia conductual cognitiva (TCC) y la terapia interpersonal (TIP) son tipos de psicoterapia que a menudo ayudan para la depresión posparto.
Los grupos de apoyo pueden ser útiles, pero no deben reemplazar a los medicamentos y la psicoterapia si usted tiene depresión posparto.
Tener un apoyo social bueno de la familia, los amigos y los compañeros de trabajo puede ayudar a reducir la gravedad de la depresión posparto.
M.M.F
Psycospirity



No hay comentarios:

Publicar un comentario