jueves, 15 de febrero de 2018

El insomnio

Las necesidades de sueño varían de una persona a otra y van cambiando a lo largo de la vida, del estado emocional y de la salud. En general, una media de 7- 8 horas es suficiente para sentirse despejado y afrontar las actividades diarias.
Los recién nacidos duermen 3/4 partes del día y según van creciendo, las horas de sueño decrecen. A partir de los 50, la continuidad, duración y profundidad del sueño se ven reducidos hasta una media de 6 horas.

El insomnio es un trastorno del inicio o mantenimiento del sueño que se conoce como disomnias.
Se conoce que este trastorno afecta a un 25% de la población de manera ocasional y a un 10% de manera regular. Es más frecuente en las mujeres y con el incremento de la edad.
Se define como una insatisfacción por la cantidad o calidad del sueño asociado a una dificultad para mantener un sueño reparador.

Criterios según el DSM- V

A. Predominante insatisfacción por la cantidad o calidad del sueño asociada a uno o más de los siguientes.
      1. Dificultad para iniciar el sueño
      2. Dificultad para mantener el sueño
      3. Despertar pronto por la mañana con incapacidad de volver a dormir

B.La alteración del sueño causa malestar clinicamente significativo o deterioro en algunos aspectos de su funcionamiento diario (social, laboral..)

C. La dificultad del sueño se produce al menos 3 noches a la semana

D. Está presente durante un mínimo de 3 meses

E. Esta dificultad se produce aún con las condiciones favorables para dormir.

F. No se explica mejor por otro trastorno del sueño-vigilia y no se produce en el curso de otro trastorno del sueño-vigilia

G. El insomnio no se puede atribuir a los efectos fisiológicos de una sustancia.

H.La coexistencia de trastornos mentales y afecciones médicas no explica la presencia de insomnio.


¿Cómo tratar el insomnio? 

Generalmente se suele acudir en primera instancia al médico de cabecera y éste nos receta benzodiacepinas (Descubre lo que son en este vídeo). Supone un alivio inmediato del problema pero acarrea muchos problemas secundarios y problemas asociados.

La relajación.

Con esto, se pretende mejorar el elevado nivel de activación psicofisiológica que se observa en estos pacientes. La modalidad más utilizada ha sido la relajación muscular progresiva.  ( podéis hacerla con nosotras en este vídeo)

Control de estímulos

Con esta técnica se pretende regular el horario del sueño y restringir la realización de actividades incompatibles con la conducta de dormir en la habitación y especialmente en la cama.
-Acostarse sólo cuando se tenga sueño.
- No permanecer despierto mas de 15-20 min.
-Mantener regulares los horarios de acostarse y levantarse 
-Evitar dormir durante el día
-Usar la cama y el dormitorio sólo para dormir.
-Instaurar una serie de conductas relajantes.

Higiene del sueño  
Intenta mejorar los aspectos decisivos del problema del insomnio. Tenéis todo explicado en este artículo. http://www.psycospirity.com/2016/11/higiene-del-sueno.html

Restriccion de sueño

Consiste en reducir la cantidad de tiempo que la persona pasa en la cama, rerasando la hora de acostarse, de forma que el tiempo total de permanencia en la cama coincida con el tiempo que la persona estima que está realmente dormida.


Os adjunto un autoregistro del sueño, para que podáis rellenarlo si quereis llevar un control o si padeceis de insomnio.





Ante todo, acudir a un especialista.

MªCarmen Martínez
Directora de Psycospirity

No hay comentarios:

Publicar un comentario